Me uno a la propuesta “Marzo Negro”

Me uno a la propuesta “Marzo Negro”, como reacción ante la violación de libertades en la red. No es posible que los intereses de una serie de lobbies comerciales se impongan ante el derecho de los ciudadanos, y que no esperen reacción. Como diría Viserys Targaryen, “Han despertado al dragón”.

Hacer ataques DDos a sus webs es una tontería; démosle donde más les duele… en la pasta.

Difúndelo en tu blog, a través de las redes sociales y por correo electrónico entre tus contactos. Que no quede impune este ataque.

Aprobada la “Ley Sinde”. Conoce su texto íntegro.

Ya es un hecho. A pesar de las protestas de miles de personas, en múltiples formas y lugares, nuestros políticos han hecho caso omiso y han aprobado la fatídica ley. Yo era demasiado optimista cuando pensé que nuestras voces se habían hecho oir, y que aun era posible frenarlo. Evidentemente, pequé de inocente.

Al menos, eso sí, conseguimos que la barbaridad de obviar la figura del juez en los cierres “relámpago” de las webs no saliera adelante. Ahora por lo menos el cierre tendrá que estar supervsado por un juez, y no por la comisión de sabios del Ministerio.

Activistas de "Anonymous" portando las caretas de Guy Fawkes.

En cualquier caso, farfullar protestas ahora tampoco tiene sentido. Los que trabajamos en el ámbito de Internet tendremos que conocer las nuevas reglas del juego, y al igual que hasta ahora nos las teníamos que ver con la LSSICE (Ley de la Sociedad de la Información y el Comercio Electrónico) y con la LOPD (Ley Orgánica de Protección de Datos de Caracter Personal), ahora tendremos que empollarnos las nuevas normas para que nos tengamos problemas por un descuido.

Aunque siempre que nos metamos en un proyecto de internet más o menos serio, es recomendable dejarse aconsejar por un abogado, no está de más que os leais el texto íntegro de la disposición segunda de la LSI, tambien conocida como Ley Sinde.

"Excelente..."

Sigue leyendo

Lo hemos vuelto a hacer

La Red ha hablado, unos desde la dialéctica, y otros desde la acción, pero se ha movilizado al unísono. Y nos han hecho caso. Finalmente la Ley de Economía Sostenible, que enmascara la Ley Sinde, no será aprobada de tapadillo en una comisión, sino que será el Senado quien deba debatirlo ahora. La disposición ha recibido el rechazo de todos los grupos parlamentarios menos el del PSOE.

El único pero que le encuentro, es que el rechazo a la ley no venga dada por una cuestión ética o de principios, sino por una falta de acuerdo en la negociación entre algunos partidos. Es decir, que no les han ofrecido lo bastante para aprobarla. Es de temer que en algún momento decidan aprobarla si suben las ofertas. En fin…

Detened la Ley de Economía Sostenible

Paloma internauta by Eneko/20minutos.es

Hace más o menos un año, la Ministra de Cultura nos soprendía anunciando la intención de redacción de la Ley de Economía Sostenible, que incluía una disposición final sobre los derechos de autor en relación a Internet. Esta disposición, que no está relacionada directamente con la ley, se incluyó en ella utilizando el “método clip” que nos enseñaron los Simpsons. Cuando quieras aprobar rápida y discretamente una medida , grápala a una ley popular y se aprobará por asociación. Esto, que parece ficción humorística televisiva, es lamentablemente verdad.

El objetivo de la ministra era que se aprobara discretamente esta medida, que permitiría que las páginas de internet que ofreciesen enlaces a contenidos protegidos por copyright fuesen cerradas cautelarmente por una comisión de expertos del Ministerio de Cultura, asesorados por las entidades de gestión de derechos de autor.

No voy a entrar a valorar si está bien o está mal ver gratis por internet una película en lugar de pagar por ir al cine a verla, ni si es culpable el propietario de una web que ofrece una enlace al contenido o no, al no alojar en contenido en sus servidores. Tampoco voy a ver si realmente la ley fue escrita y diseñada por presiones del gobierno estadounidense, tal y  como afirma ahora Wikileaks. Lo que se cuestiona aqui no es eso, sino que se quita a los jueces la autoridad y competencia sobre ello, y le les cede a un grupo de gente motivado fundamentalmente por presiones políticas y cuestiones económicas. Intolerable. Sigue leyendo